viernes, 30 de octubre de 2015

Sevilla: Asistencia social tercermundista.

Los que tenemos la costumbre de dar nuestra opinión a través de nuestro blog de temas políticos y sociales, corremos el mismo riesgo que esos políticos que desde un cargo público solo le prestan atención a los grandes temas.

Hoy he tomado la decisión de denunciar algo que está ocurriendo en Sevilla y que atañe a las muchas personas que pertenecen al colectivo de los llamados “sin techo”, esas personas invisibles para la mayoría, pero que su sufrimiento diario no debería estar oculto a quienes tienen, el deber y la responsabilidad, de velar y de paliar su precaria situación, sencillamente porque ostentan el poder municipal.

En el sevillano Hogar Virgen de los Reyes, albergue municipal, no solo ha fallecido un hombre, si no que muchos sin techo se niegan a pernoctar en él aduciendo que son víctimas de trato vejatorio, por lo que pasan la noche en el llamado “Campamento Dignidad”.

Hablamos de un centro municipal, adjudicado a la empresa privada Grupo 5, por un montante cercano a los 5 millones de euros en concepto de “Servicio de intervención social en emergencias sociales y exclusión social, según figura en la página web del ayuntamiento de Sevilla.

Curiosamente, un partido sin representación en el ayuntamiento, concretamente UPyD a través de su cabeza de lista al Congreso de los Diputados, Manuel Vicente, ha solicitado autorización para girar una visita a dichas instalaciones y reclama del gobierno local que emprenda una investigación respecto a estos hechos, pues en su opinión, “el Ayuntamiento está obligado a garantizar la calidad del servicio prestado, regulando y controlando todo lo relativo al buen hacer y prestación de los servicios encomendados a la empresa adjudicataria”.

Es evidente, que la concesión de un servicio de este tipo a una empresa con fines mercantiles es un riesgo, pues su prioridad es el beneficio y no la calidad de la asistencia.

Resulta chocante, que los partidos con representación municipal se despreocupen de un asunto tan grave, que está poniendo en evidencia toda la política de asistencia social del Ayuntamiento de Sevilla.


jueves, 29 de octubre de 2015

Ciudadanos y la auditoría externa a la Junta.



El portavoz del Partido Popular en el Parlamento de Andalucía, propuso ayer la realización de una auditoría externa de la administración andaluza que abarque su gestión durante los últimos ocho años. Con esta propuesta, el Partido Popular “da en el clavo” pues no hay que ser ningún lince para saber que la Junta de Andalucía no soportaría dicha auditoría independiente.

La Junta de Andalucía ha sido protagonista de grandes casos de corrupción institucional, casos que no es difícil pensar, serán solo la punta de un iceberg, que si se conociera significaría la caída del régimen socialista. Por ello, es fácil de entender que el PSOE tratará de, con el apoyo de su socio encubierto, Ciudadanos, impedir que la propuesta de los populares llegue a buen fin.

Incluso es posible que Podemos apoye la propuesta del Partido Popular, pues cuando negociaron en su día la investidura de Susana Díaz, propusieron algo similar.

Como lo que ahora propone el Partido Popular en Andalucía, es idéntico a lo que Ciudadanos le impuso a Cristina Cifuentes para hacerla presidenta de la Comunidad de Madrid, Ciudadanos se encuentra ahora en Andalucía con su auténtica prueba del algodón, pues dependiendo de lo que haga quedará fortalecido o totalmente desacreditado, ante los andaluces en particular y españoles en general.

De todos es conocidas la simpatía que siente Juan Marin por el PSOE, de hecho, en su pueblo ha sido socio de gobierno de los socialistas, pero Albert Rivera debe conminarlo a hacer lo que debe. Si se audita la Junta y salen, como se prevé, no cocodrilos debajo de las alfombras, si no dinosaurios, pues será una ocasión única de desalojar del poder en Andalucía a quienes con sus desmanes tienen secuestrado, el presente, y el futuro de los andaluces.


miércoles, 28 de octubre de 2015

Se querella por sedición ¡Grande UPyD!

A nadie le puede extrañar, que sea UPyD el único partido que se atreva a llevar a los sediciosos catalanes ante los tribunales. Mientras Mariano Rajoy sigue limitándose a realizar declaraciones solemnes, olvidándose que como presidente del Gobierno tiene la obligación de cumplir y hacer cumplir las leyes; y mientras que Pedro Sánchez sigue recurriendo a su “bálsamo de fierabrás”, ese federalismo asimétrico que nunca explica y que por asimétrico ahondará en la desigualdad, como solución al problema catalán.

UPyD, al igual que hizo llevando la iniciativa contra el saqueo de las Cajas de Ahorros, en el caso Bankia y otros, se convierte en el brazo ejecutor de una gran parte de la ciudadanía española, y ha presentado esta misma mañana, una querella criminal por la "posible comisión de un delito de conspiración para cometer sedición" en relación a la moción presentada por Junts pel Sí y la CUP. En concreto, el partido magenta acusa a Carme Forcadell, presidenta de la Mesa del Parlamento de Cataluña, los diputados Jordi Turull, Marta Rovira, Anna Gabriel, y el líder de la CUP, Antonio Baños, como responsables de la iniciativa de ambos partidos.

Según se lee en el texto presentado por UPyD, los actos de Forcadell "no pueden calificarse sino como propios del conspirador que pretende llevar a cabo actuaciones manifiestamente contrarios a Derecho, incluidos actos delictivos expresamente previstos y penados". El partido magenta se refiere así a las palabras de la dirigente catalana, quien tras ser elegida Presidenta de la Mesa afirmó que "desde ya constituimos un parlamento soberano" e instó a los miembros de la Cámara a emprender "un proceso constituyente" hacia una hipotética república catalana. La querella incluye también declaraciones de Forcadell en las que pide abiertamente quebrantar la legalidad española si el Gobierno central tratase de imponer la ley vigente.

Mientras los poderes del sistema intentan desde hace tiempo destruir UPyD, negándole el acceso a “sus medios de comunicación” y le otorgan a UPyD intenciones de voto irrisorias en los sondeos que realizan “sus empresas demoscópicas” con el fin de que nadie les vote, UPyD sigue dando lecciones de buen hacer y de servicio a los intereses generales.


Espero que los ciudadanos se den cuenta de lo que le están haciendo los poderosos a UPyD, por el simple hecho de ser un partido molesto para sus chanchullos y corrupciones, y lo vuelvan a meter con sus votos en el parlamento a fin de que siga defendiendo los interéses de todos nosotros.




Todo huele a podrido en Cataluña.



Muy mal se han tenido que hacer las cosas desde 1975 para que nos encontremos en esta situación. En ningún país democrático serio, se habría permitido que la situación llegase a este punto.

Todos los pasos que ha dado el independentismo catalán hacia su objetivo, lo ha dado gracias a la dejación previa del Estado, pues gobierno tras gobierno, desde Felipe González hasta Mariano Rajoy, han realizado cesiones a cambio de apoyos parlamentarios y han sido los cómplices necesarios en relación al saqueo que los nacionalistas catalanes han hecho de las arcas públicas, incluso le ponían escolta policial a Jordi Pujol cuando llevaba el botín a Andorra.

Ayer se realizó una macro operación policial encargada por el Juzgado nº 5 de la Audiencia Nacional, 200 policías entraron en los domicilios de los Pujol y se llevaron abundante documentación. Curiosamente, la Fiscalía y el Juez, advirtieron de que no se podía detener a ningún miembro del clan, y que si algún policía lo hacía sería fulminado, da la impresión de que aunque aparecieran cadáveres debajo de la cama de los capos, no podrían ser detenidos. Parece que esta Organización Criminal sigue blindada y protegida por temor a que “cante” y arrastre con ello a todos los miembros de los gobiernos centrales desde el de Felipe González.

Mientras a otros, que sin duda merecían ser detenidos, pasaron o están en el talego, a los Pujol se les permite destruir pruebas y mover capitales con total descaro, todo huele a podrido.

El 27-S la mayoría de los catalanes le dijeron no al independentismo, y ocurrió pese a que fueron unas elecciones fraudulentas en donde la administración puso todos los medios de que disponía al servicio de una opción, de la opción independentista. Pese a ello, el desafío de los sediciosos continúa ante un Gobierno de España que hace declaraciones solemnes, pero que ni amaga, ni da. 

Rajoy ayer debió decir, que si el Parlamento de Cataluña aprueba el documento de JPS y la CUP, se aplicaría el Art. 155, y no lo hizo, algo que preocupa sobremanera a la mayoría de la ciudadanía española.




martes, 27 de octubre de 2015

Rajoy vuelve a defraudar.

La plataforma de Mas y Junqueras, y la CUP, han registrado esta mañana en el Parlamento de Cataluña, una declaración de independencia, así como la petición de que se convoque de urgencia a la Junta de Portavoces y un pleno extraordinario para aprobar la resolución.

Ese es el primer acuerdo concreto al que han llegado, Juntos por el Sí y la CUP, y que pretenden llevar a cabo antes del debate de investidura. El texto insta al Gobierno catalán a desobedecer las leyes españolas, iniciar el "proceso de desconexión", llama a la insurrección popular e institucional y a que se disponga en un plazo de treinta días de hacienda y seguridad social propias.

Estamos ante una declaración que anuncia el inicio del proceso de creación del estado catalán independiente en forma de república, mediante un golpe de Estado.

Ante esta situación, Mariano Rajoy, anunció que iba a hacer una declaración institucional a las 14 horas de hoy. Tras ese anuncio, muchos de los que nos preocupamos del futuro de nuestra nación, albergamos la débil esperanza, y digo débil por ser conocedores de la  personalidad del presidente del Gobierno, de que por fin anunciara que se iniciaba el proceso para aplicar el Art. 155 y suspender la autonomía catalana.

Nos equivocamos, Rajoy dijo lo que siempre ha dicho, eso sí con más solemnidad y en clave electoralista, asegurándonos que nos garantizaba que los independentistas no conseguirían sus objetivos. Teniendo en cuenta que durante los cuatro años de su mandato, ni siquiera ha cumplido la mayoría de las promesas que les hizo en campaña a sus votantes, entiendo que sus palabras resultan poco fiables.

Si lo ocurrido hoy, no justifica la aplicación del Art. 155 ¿Para que “cojones” existe? ¿Qué circunstancias más graves se tienen que dar para aplicarlo?


A escasas siete semanas de las elecciones generales, Rajoy y su partido, se lo juegan todo en Cataluña, pues los independentistas van a seguir ejecutando su hoja de ruta. Aplicar el Art. 155 le supondría a Rajoy, el cielo, volver a gobernar, no hacerlo, el infierno para él y para los españoles, pues sabemos que Pedro Sánchez, jamás lo aplicaría.



lunes, 26 de octubre de 2015

Y encima, devuelven las ayudas.



Andalucía es una tierra maravillosa, habitada por gentes que tienen una filosofía de vida que les hace vivir cada momento con una peculiar alegría e intensidad, como si fuese el último. Andalucía es una tierra acogedora que hace que todos los que la visitan se sientan como en el lugar de donde proceden. Pero hay una parte del pueblo andaluz, que peca de excesivo conformismo, que en vez de exigir a sus gobernantes que trabajen para ellos, para mejorar su bienestar, se conforman con cobrar un subsidio y tener para tomarse una cerveza en el bar de la esquina.

Y digo todo esto, porque esta semana pasada se ha hecho pública, una información que, a mí por lo menos, me ha indignado, pero que a la mayoría de los andaluces, por lo visto, les trae indiferentes, una información que en cualquier región europea seria, hubiera provocado como mínimo graves revueltas sociales que se hubieran cobrado varias cabezas de sus gobernantes.

Estoy hablando de los 880 millones de euros, destinados a la formación de desempleados, procedentes de fondos europeos que la Junta de Andalucía no ha empleado desde 2011, y que por lo tanto, ha tenido que devolver.

Y esto sucede, a la vez que se conocen los datos trimestrales de la Encuesta de Población Activa (EPA), en la que Andalucía sale muy mal parada. La Junta no es solo incapaz de llevar a cabo políticas que creen empleo, incluso es incapaz, como vemos, de destinar fondos procedentes de ayudas europeas a algún proyecto. Esto no se puede permitir, sobre todo, porque la ineptitud del ejecutivo andaluz está suponiendo una losa para el futuro de esa gran parte de la juventud de esta comunidad a la que le es imposible ver luz al final del túnel del desempleo.

Imaginemos la imagen que deben tener de Andalucía en la Unión Europea, una región de Europa que ocupa el furgón de cola contemplando cualquier parámetro económico o social, que está salpicada por continuos y enormes casos de corrupción, y que devuelve las ayudas por su incapacidad para darles uso.


domingo, 25 de octubre de 2015

Andalucía: Ciudadanos prosigue con su “show”.

Empieza a abochornar la confianza ciega que demuestra Ciudadanos hacia el PSOE en Andalucía. Los de Albert Rivera, se han apresurado a respaldar el Proyecto de Presupuestos de Susana Díaz para 2016, antes incluso de conocer todo su contenido, sin ni siquiera revisarlo y sin esperar a que llegue al Parlamento.

Juan Marín, el líder de Ciudadanos en Andalucía, firmó con el PSOE hace casi dos semanas, un acuerdo que permitía al gobierno de la Junta de Andalucía tramitar su anteproyecto en el Parlamento gracias a sus votos.

Es de auténtico bochorno, que los diputados andaluces de Ciudadanos admitan en las distintas comisiones parlamentarias que desconocen el contenido de dichos Presupuestos, aduciendo que no habían tenido tiempo de estudiarlos. Esta actitud de Ciudadanos, que no olvidemos tiene nueve diputados, contrasta con la de Izquierda Unida, que con solo cinco, siempre han sido capaces de sacar adelante todo el trabajo parlamentario.

Juan Marín negocia en función de no se sabe qué intereses ocultos, y los suyos se limitan a ocupar el sillón, cobrar su suculento sueldo, disfrutar de los privilegios colaterales y no sacrificarse para, ni al menos, aparentar que cumplen su cometido, vamos,  la situación ideal para cualquier vividor y antiguo trepa, de esos de lo que está minado el partido naranja.


Y eso que Ciudadanos se nos presentaba como ese cambio regenerador que ansiaban los españoles, afortunadamente muchos ya los hemos calado.


viernes, 23 de octubre de 2015

Una EPA positiva pero preocupante.

La Encuesta de Población Activa (EPA) que se hizo pública ayer, si nos atenemos únicamente a la frialdad de los números, deja claro que Mariano Rajoy abandona La Moncloa con 436.000 parados menos que cuando la ocupó en 2011, eso es incontestable, y da la impresión de que este Gobierno ha logrado cambiar la tendencia.

Pese a ello, hay datos muy preocupantes. España es hoy un país con 104.300 ocupados menos que hace cuatro años, lo que significa que en términos netos se ha seguido destruyendo empleo. La Población Activa, en estos cuatro años, ha descendido en medio millón de personas. Muchos inmigrantes han vuelto a sus países de origen, muchos han perdido la esperanza y han desistido de renovar su demanda de empleo, y muchos españoles se han ido fuera en busca de un futuro del que aquí carecen. Soy de los que piensan, que si estos colectivos no se hubiesen comportado así, ahora hablaríamos de unos datos de desempleo escalofriantes. No obstante, el PSOE dejó el país en 2011 arrasado, y eso hay que reconocerlo.

Rajoy deja el país con una tasa de paro del 21,18%, frente al 22,56% que lo dejó Zapatero. Con la gran diferencia de que, cuando llegó Zapatero encontró las arcas públicas llenas, y en cambio, Rajoy cuando llegó se las encontró con telarañas gracias a la nefasta política económica del PSOE.

Es preocupante el alto índice de precariedad en el trabajo creado y el terrible aumento de parados de larga duración, dos millones de personas, exactamente.

Creo que este Gobierno ha sentado las bases para la recuperación económica y el despegue del empleo, y lo ha conseguido, flexibilizando el mercado laboral y recuperando la confianza de los inversores, aunque la oposición en pleno recurra al catastrofismo electoralista, evidentemente, queda mucho por hacer.


Con estos datos, nos enfrentamos a unas elecciones generales en donde los ciudadanos tienen que elegir entre un gobierno malo (PP) y una oposición (PSOE) mucho peor, o bien, optar por los otros, Cs, Podemos, IU o UPyD. Yo hace tiempo que le di la espalda al bipartidismo.


jueves, 22 de octubre de 2015

Convergencia, esa banda de malhechores.

Ayer fuimos testigos, de un nuevo episodio de la supuesta lucha del estado de Derecho contra el saqueo protagonizado por Convergencia Democrática de Cataluña (CDC). Y digo supuesto, porque a los españoles se nos trata de convencer de que la Justicia actúa de forma inexorable contra ellos, cuando no es así.

Para entender lo que está ocurriendo, tenemos que retrotraernos varias décadas atrás, años después del comienzo del régimen del 78, cuando tanto el PSOE como el PP, necesitaban apoyos para sacar adelante sus iniciativas parlamentarias. Tenemos que decirlo alto y claro, CDC a cambio de sus apoyos y de comprometerse a no hacer política pro independencia, unos y otros se comprometieron a mirar para otro lado mientras ellos saqueaban las arcas públicas catalanas.

Todo termina aflorando, sabiéndose, y conforme ha ido saliendo a la luz su latrocinio, CDC ha ido radicalizándose hasta convertirse en la punta de lanza del secesionismo. Para Artur Mas y los suyos, es simplemente, o la independencia o al banquillo, así de sencillo.

El problema reside, en que lo justo sería ajusticiar a los ladrones, CDC, y a los que lo han permitido, es decir, desde Felipe González a Mariano Rajoy, pasando por José María Aznar y José Luis Rodríguez Zapatero. O alguien en su sano juicio puede pensar que estos desconocían a lo que se dedicaba esa organización de malhechores llamada Convergencia, un partido que debería haber sido declarado ilegal hace mucho tiempo.

Siempre he mantenido, que si no hay ningún Pujol en la cárcel, es simplemente porque podría cantar la gallina, y eso sería el golpe de gracia al régimen del 78, y claro está, eso no lo pueden permitir.


Mientras todo esto sucede, me sorprende la actitud que están teniendo, tanto ERC como la CUP, pues se están convirtiendo en cómplices por omisión de ese grupo de delincuentes convergentes a los que acompañan en eso que llaman “el proceso”, cuando ellos son los auténticos independentistas.


miércoles, 21 de octubre de 2015

El PSOE y la prostitución.

La prostitución es un negocio que genera alrededor de cinco millones de euros diarios en España, 1825 millones anuales, y que, por culpa de su falta de regulación, se le ha entregado en bandeja a las mafias de trata de blancas, a las redes de proxenetismo, a esos que dan palizas, violan y amenazan a mujeres indefensas.

La prostitución se define como el acto de participar en actividades sexuales a cambio de dinero o bienes, y siempre se ha dicho de esta profesión, y con razón, que es el oficio más antiguo del mundo.

En nuestra sociedad siempre ha sido un tema incómodo, por ello, nunca se ha afrontado en profundidad. En lo primero que tenemos que estar de acuerdo es en que si, una mujer o un hombre, ejerciendo su libertad, toma la decisión de dedicarse a la prostitución, la sociedad debe o no debe permitírselo, y lo segundo, si en nuestra sociedad se reconoce el hecho de que cubre una necesidad básica de bastantes ciudadanos.

Yo tengo muy claro que la prostitución debería estar regulada, es decir, legalizada y reconocida, y que quienes la ejercen deberían ser tratados como cualquier otro trabajador. Quién les puede negar tener los mismos derechos que cualquier otro ciudadano, quien no puede estar de acuerdo en que sean trabajadores que coticen a la Seguridad Social, paguen sus impuestos y tengan una jubilación digna, y por supuesto, por los riesgos sanitarios que conlleva su actividad, tengan sus necesidades sanitarias perfectamente cubiertas

Alguien piensa que su regularización sería perjudicial para el conjunto de nuestra sociedad, o por el contrario, no ayudaría a terminar con el control que ejercen actualmente las mafias sobre la mayoría de quienes ejercen esta actividad.

Pues el PSOE en su programa electoral, propone reintroducir en el Código Penal la figura llamada de la “tercería locativa” (el que alquila habitaciones) en los términos del Convenio de Naciones Unidas, lo que según ellos, “permitiría desmantelar la industria del sexo” algo que no se lo creen ni ellos. Introducir la figura de penalización de todo tipo de proxenetismo, en ese tema sí que estoy de acuerdo. Y para terminar, sancionar la demanda y compra de prostitución. En definitiva, el PSOE no se sale de la senda de lo políticamente correcto, y nos cuenta la milonga de que con sus propuestas en este tema puede acabar, con lo que nadie a lo largo de la historia ha conseguido, con la prostitución.

Y nos dice esto, cuando la solución es que se legalice la profesión, así, estoy seguro de que los clientes preferirían acudir a quienes ejercen la profesión legal y libremente, que acudir a las esclavas de las mafias.

Posiblemente algunos se opondrían aduciendo posicionamientos de índole moral, unos muy respetables y otros muy hipócritas, pues algunos de los que se oponen de forma más enérgica luego son clientes de quienes ellos se oponen a que ejerzan su trabajo legalmente y en libertad.


Más bien pueda ser, que algunos de quienes ostentan el poder, no quieran acabar con el problema por tener intereses económicos inconfesables en esos negocios.