domingo, 22 de mayo de 2016

Otra “pepera” bajo sospecha.

Empiezo a preguntarme, si hay algún político que no esté relacionado con algún paraíso fiscal, y lo digo, porque acaban de hacerse eco los medios de que, Ángeles Muñoz, ex alcaldesa popular de Marbella y senadora del Partido Popular en la última legislatura, comparando la declaración de bienes que hizo hace apenas dos años en el citado ayuntamiento, y la realizada en el Senado, son contradictorias, y claro está, saltó la liebre.

Ángeles Muñoz, es presidenta del PP marbellí y repite como candidata al Senado el 26-J, por lo que entiendo, que su partido ya no puede dar marcha atrás en su decisión.

Esta señora es propietaria de bastantes inmuebles en territorio español, varios de ellos vinculados con sociedades domiciliadas en Gibraltar, enclave considerado “el chiringuito financiero español, que no existiría sin los bufetes de abogados de Marbella”. Para más inri, el marido de Dña. Ángeles, administró la filial de una empresa gibraltareña que posteriormente compró, y ella, es dueña de varios inmuebles a través de la empresa de su marido. Verde y con asas.

Desconozco el recorrido que podrá tener este asunto, pues al estar nuestra Justicia tan politizada, nunca se sabe si el juez que decide meterle mano a alguien es de derechas o de izquierdas, así andamos.

Lo cierto es, que esto huele fatal, y le estalla al PP en el momento más inoportuno.

Cada vez más españoles, empezamos a tener la sensación, de que una persona normal, una persona honesta, lo tiene cada vez más complicado para ser representante de los ciudadanos a través de un partido político. ¿Os imagináis a alguno de nosotros siendo, diputado o senador, y participando en una conversación con elementos de esta calaña hablando de cómo han conseguido su patrimonio y donde tienen su dinero? Yo por lo menos, me iría escandalizado.


Ver ellos que tienen al lado a un padre de familia que paga la hipoteca de su casa, entiendo que les tiene que parecer a estas desvergonzadas élites, de una ordinariez tremenda.


No hay comentarios:

Publicar un comentario