viernes, 17 de junio de 2016

La irresponsabilidad de Rivera e Iglesias.

Tengo que reconocer, que ni por asombro me imaginaba, que Albert Rivera y Pablo Iglesias, fueran capaces de hacer las declaraciones de ayer. Y lo digo, porque a un líder político se le supone portador de al menos una pizca de responsabilidad, y ayer, ambos candidatos demostraron ser, como mínimo, bastante inconscientes.

El líder de Ciudadanos afirmó con rotundidad, que no facilitará un gobierno presidido por Mariano Rajoy, ni siquiera mediante una abstención, y se atrevió a decir, qué políticos del Partido Popular si aceptaría como presidentes, protagonizando la mayor intromisión en los asuntos internos de otro partido que se recuerda en nuestra democracia.

Lo que nos está diciendo este joven, es que si de nuevo la mayoría los españoles le da el triunfo a Mariano Rajoy para que les gobierne, él se pasaría por el forro la voluntad de la ciudadanía y lo vetaría.

Si Rivera nos miente, y solo lo hace para robarle votos al PSOE por su derecha, que nadie dude, que los españoles tendrán tiempo de recordarle sus mentiras electorales.

Con esta decisión del líder naranja, o propiciaría un nuevo bloqueo político o le daría el poder en bandeja a un Frente Popular.

Pero es que además, ayer Pablo Iglesias, el líder de Podemos, nos sorprendió a todos los españoles con una frase de traca, una frase que jamás se atrevió a decir ningún dirigente socialista “Zapatero ha sido el mejor presidente de la democracia”.

Diciendo eso, se retrata perfectamente el líder de Podemos, pues Zapatero es el gran responsable de todos nuestros actuales males, hundió nuestra economía, acabó con el espíritu de la Transición, le dio oxígeno a los separatistas y comenzó el proceso de claudicación ante ETA y su entorno.


Cuando Iglesias dice, que tienen un contacto fluido y que le pide consejo a esa anomalía histórica que tanto daño le ha hecho a este país, creo que deberíamos de preocuparnos enormemente, pues este país no soportaría a otro Zapatero, aunque se llamara Pablo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario