sábado, 9 de julio de 2016

Bloqueo político del PSOE, por ahora.

Ese “por ahora” que debe pensar el PSOE le viene muy bien a sus intereses particulares, lo que es evidente es que le viene muy mal a los intereses de todos los españoles. De nuevo, el interés de un partido político es lo que priva.

Todo parece indicar, tras las entrevistas mantenidas por Pedro Sánchez con los barones de su partido, y las declaraciones de algunos de ellos a los medios, que por una parte, Pedro Sánchez no se presentara a la investidura en el caso de que Mariano Rajoy fracase y no consiga ser presidente, así como, que el PSOE le dirá no a Rajoy.

Si estas dos decisiones se materializan, siendo el PSOE el que decide, mucho me temo que si no cambian los socialistas de opinión a última hora, nos veremos abocados a unas terceras elecciones consecutivas. Aunque también es cierto, que algunos de los barones socialistas han dejado entrever que no queda descartada la posibilidad de que a última hora el PSOE se vea obligado a una abstención parcial de sus diputados para que Rajoy sea investido, pues llegar a las terceras elecciones con la percepción ciudadana de que eso ocurre por culpa del PSOE, podría ser catastrófico para los socialistas.

Lo cierto es, que todos estamos perdiendo unos meses preciosos por culpa de las estrategias partidistas, y más, cuando todas llegan al mismo sitio, o Rajoy o nuevas elecciones.

A parte de este asunto, lo que más sorprende es la intención de Ferraz de que nadie le pida al secretario general que asuma su responsabilidad por los malos resultados electorales del 26 de junio, los peores de la historia de su partido.

Que en el PSOE no se trate el tema de si Pedro Sánchez tiene o no que irse tras el pasado desastre electoral, es una muestra clara de en qué situación se encuentra este PSOE, un partido irreconocible.

Lo único que parece que tienen ya claro la gran mayoría de los barones socialistas, es que los españoles les han mandado a la oposición, que tiene  que liderarla, y que tienen que construir una alternativa, pues es evidente, que a fecha de hoy no lo es.


Los Armengol e Iceta, la parte anticonstitucional de este PSOE, queda claro que están en minoría, y parece que su soñado Frente Popular, pilotado por el PSOE, no llegará a materializarse.


No hay comentarios:

Publicar un comentario