viernes, 21 de octubre de 2016

Estado de derecho, WANTED.



Que el Estado de derecho está en retroceso, creo que pocos lo dudan, incluso me atrevería a decir, que está en proceso de huida hacia ninguna parte. Y el culpable de que esto ocurra, es sin duda, el Gobierno de España que no cumple con su obligación de imponer la ley.

El Tribunal Constitucional, por fin hizo ayer pública su sentencia relativa a la prohibición de las corridas de toros en Cataluña, dejando claro que Cataluña invadió la legislación estatal cuando las prohibió. La respuesta del gobierno catalán fue inmediata, no respetaran la sentencia del Alto Tribunal. Una respuesta que en cualquier país de nuestro entorno hubiera supuesto la inmediata detención y puesta a disposición judicial de los responsables.

Pero es que llueve sobre mojado, las autoridades catalanas solo cumplen las leyes que les interesan al ver la inacción, yo lo denomino cobardía, del gobierno estatal de turno. Y lo triste es, que no pasa absolutamente nada, penoso.

Y es que en este país no se entiende nada. Ahora nos dice la ministra de Empleo, que los jubilados podrán trabajar y cobrar el 100% de la pensión, pero en cambio siguen sin dar ayudas convincentes a las parejas para que tengan hijos. Sin políticas que apoyen la natalidad, esto terminará por hundirse.

Por fin han “imputado” a Rita Barberá por blanquear mil euros, cuando acuda a declarar seguro que sufre un gran escrache, en cambio, del caso de los 4.200 millones de euros de la andaluza y socialista Agencia IDEA, nadie dice nada ni se escrachea a nadie. Perdón, he sufrido un lapsus, olvidé que los únicos corruptos malos son los de derechas.

Ahora resulta que en la trama Púnica, esa del PP, también hay socialistas implicados, el madrileño Tomás Gómez debería dar como mínimo explicaciones.

María Antonia Trujillo, la que fue ministra de Vivienda con Zapatero, ha justificado a los violentos que no dejaron hablar a Felipe González, según ella, “la gente está muy harta de Felipe”. Un argumento tela de sólido, si señora.

Nuestros políticos se sorprenden de que haya sido imposible consensuar una declaración institucional conjunta en el quinto aniversario del anuncio de ETA de “cese de la violencia”, Bildu se ha negado a firmarla, es decir, ETA no ha querido firmar contra ETA. Estos tíos son tontos.

Ayer, Podemos interrumpió el inicio del Pleno del Congreso organizando un numerito. Exhibieron la portada de la declaración de Derechos Humanos en protesta por la falta de respeto a esos derechos, en su opinión, que se produce en los Centros de Internamiento de Extranjeros Indocumentados (CIE), estos elementos son unos hipócritas. Los que para existir se financiaron con fondos manchados de sangre, procedentes de regímenes como Irán o Venezuela, en donde no se respetan en absoluto esos DDHH, ahora exigen aquí su respeto. Ellos siempre al lado de los delincuentes, en este caso, argelinos.

En el debate parlamentario sobre el estado de Andalucía, Ciudadanos da una nueva muestra de la falsedad de su discurso, sumó sus votos a los del PSOE para impedir que se reduzcan los altos cargos y para impedir suprimir el privilegios de la “casa gratis” para ellos. A los que venían a regenerar la política, la mierda ya les sobrepasa las cejas.

Quisiera recordaros, que los miembros del clan Pujol, esos corruptos que han robado miles de millones de dinero público, siguen en libertad a fecha de hoy porque nadie se atreve a meterlos en la cárcel por si “cantan”.

Como podemos comprobar, la situación de este otrora gran país, gracias a los políticos que padecemos, está  para salir corriendo y que el último cierre la puerta.




No hay comentarios:

Publicar un comentario