viernes, 10 de marzo de 2017

La Junta de Andalucía contra el mejor colegio.

El panorama de la Educación en Andalucía, es desolador, el 24% de los alumnos andaluces que cursa la ESO no logra titularse o abandona los estudios despues de hacerlo, ese porcentaje es cuatro puntos superior a la media española y diez puntos por encima de lo que recomienda la UE. La Junta de Andalucía se ha comprometido en mejorar esas cifras, pero viendo lo que hace, entendemos que es una gran mentira del régimen socialista que padecemos.

Su primera medida ha sido la de retirar el concierto al mejor colegio sevillano, el único en la historia que ha conseguido titular al cien por cien de sus alumnas de la ESO, un logro imposible de superar. Hablamos del Colegio Ribamar, un colegio femenino de las Hermanas de la Cruz, situado en el sevillano Barrio de Santa Cruz.

Hablamos de un colegio en donde el 30% de niñas tienen a su padre en el paro, el 7% es pensionista, y el 37% tienen estudios primarios, por lo que por el nivel socioeconómico de los padres de sus alumnas no parece que sea el de las élites sevillanas. El único y gran problema de este colegio es que es solo femenino, que es un centro de educación diferenciada.

La Consejería de Educación lanza los mensajes maliciosos de que a este centro solo van niñas de familias adineradas y que “quien quiera este modelo educativo que se lo pague él”.

Este centro lleva medio siglo funcionando, por sus aulas han pasado cerca de 18.000 alumnas, de las cuales, su inserción en el mercado laboral llega al 60%, ya que el 40% restante van a la Universidad. Por ello, tiene en lista de espera a cerca de 250 niñas.

La Junta se niega a reconocer las demostradas ventajas de la educación diferenciada, y poniendo la ideología de género por delante, parece dispuesta a impedir que las familias normales, en virtud de la libertad que deben tener los padres a elegir el tipo de educación que quieren para sus hijos, puedan acceder a este modelo.

Evidentemente, la Junta de Andalucía, en colegios como Ribamar no puede adoctrinar en las ideas de la “Dictadura Progre” y por eso le quita el concierto, es indignante, pues en la oferta de la concertada deben estar todos los modelos educativos, y que los padres elijan en libertad.


Adelaida de la Calle, Consejera de Educación, dejando al descubierto su talante, se niega a recibir a los padres de las niñas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario